Google for Work, la apuesta de Google para copar el mercado profesional

En su estrategia por conquistar el mercado profesional / empresarial basándose en la mejora de los procesos de trabajo y la optimización de las herramientas de ofimática, Google ha dado un nuevo paso al frente al sustituir Google Business (Google Enterprise) por Google for Work.

En principio, puede entenderse como un insignificante cambio de nombre. Un simple lavado de cara o una actualización de la marca. Pero no es así. Google ha introducido una modificación sutil en su estrategia. Hasta hace no mucho tiempo, el gigante de Internet se había volcado en las grandes empresas y ahora parece centrar sus esfuerzos en trabajadores por cuenta ajena, autónomos y pymes.

Según fuentes de Google, este servicio cuenta con más de 5 millones de suscriptores de pago en Google Apps y han vendido más de 1 millón de Chormebooks durante el segundo trimestre de 2014.

Pero el gran elemento diferenciador de la firma norteamericana no es únicamente la mejora y optimización de herramientas de trabajo. Google siempre ha ido más allá. “Nuestra intención nunca fue la de crear una gran empresa tradicional, sino que desde el principio quisimos crear una nueva forma de trabajar”, explica Eric Schmidt, presidente ejecutivo de Google. Y es en esta idea donde la compañía está centrando todos sus esfuerzos, en aplicar todas las mejoras que Google ha aportado durante los últimos años (Google Apps, Maps, motor de búsqueda, Chrome, Android, Cloud Platform, etc.) a un entorno profesional.

Según Isaac Hernández, director general de Google for Work para España y Portugal, “las aplicaciones se dirigen y, de hecho, son utilizadas desde por empleados autónomos hasta grandes compañías como es el caso del BBVA, pasando, por supuesto, por las pymes. En este sentido, mientras la denominación Enterprise se asociaba mucho a la empresa tradicional, el nuevo nombre se identifica con otra manera de trabajar, con un entorno laboral más inspirador y a las tendencias en auge del mercado como la consumerización, la movilidad, etc”.

Desbancar a Microsoft
Sin duda es el gran objetivo de Google. Si durante los últimos años, el grande de Mountain View ha observado como sus servicios / productos han ido asentándose en el mundo empresarial, ahora parece que por fin puede auparse a la primera posición.

El bajo coste, la versatilidad, las constantes mejoras, la apuesta por la nube, la accesibilidad y la seguridad, el éxito en plataformas colaborativas, la estabilidad de sus servicios, etc., está provocando un considerable aumento entre los usuarios que prefieren las herramientas de Google a los encorsetados productos de Microsoft, que además suponen una mayor inversión económica.

Para más información haz clic aquí